LOS RIÑONES Y NUESTRA ENERGÍA VITAL

energía vital

Todo el mundo padece estrés, y nuestra energía vital, generada por los riñones, se va debilitando poco a poco. Esta energía es la energía ancestral, una energía que debemos cuidar, regenerar y no malgastar, exigiéndonos más de lo que podemos hacer en nuestras vidas.

            La función más importante de los riñones es filtrar sangre y líquidos: actúan como una «Central» de filtrado. Una proporción muy grande de toxinas se elimina a través de los riñones, que ayudan a eliminar toxinas del hígado, y una gran cantidad de estos residuos puede producir unos riñones con estrés.

Nuestra energía constitucional y ancestral

Aproximadamente 5litros de sangre por hora pasa por nuestros riñones, para ser descompuesta en componentes nutricionales. Demasiada sal en la alimentación contribuirá a la presión alta, ya que los riñones ayudan a equilibrar la presión sanguínea.

            Los riñones están conectados a las suprarrenales, situadas en la parte superior de cada riñón, y a la adrenalina, hormona que se genera en situaciones de emergencia.

            La energía vital del riñón se debilita y decrece a medida que envejecemos. Y ocasiona síntoma, como perdida del oído, huesos débiles y falta de memoria.

            Los riñones regulan el equilibrio de pH entre ácido y alcalino y también el nivel de minerales que contiene la sangre. Una gran parte de los problemas de los riñones se relacionan con el equilibrio entre lo ácido y lo alcalino, o «equilibrio ácido/ base».

            Los riñones reflejan la calidad de nuestro cabello y huesos. Y por descontado este desequilibrio de hoy en día, la osteoporosis, se podría muy bien paliar cuidando más nuestros riñones.

            Es esencial preservar y cuidar nuestros riñones, los órganos más profundos en el cuerpo y que almacenan la energía vital jin.

            Todo el cuerpo y todos sus órganos necesitan esta energía vital de los riñones, para seguir adelante.

            También los riñones y las suprarrenales contribuyen a regular la temperatura del organismo, el nivel de energía, el apetito sexual y la vitalidad en general.

            Los riñones están encargados de los huesos y de la medula ósea. Una falta de energía en los riñones se representara también en piernas y rodillas débiles, rigidez en la columna vertebral.

Tal vez también te interese leer  Curas depurativas con frutas y verduras

Síntomas de desequilibrio

La vejez prematura y los síntomas de senilidad esterilidad e impotencia, falta de apetito sexual, crecimiento retardado, ojeras en los ojos, cabello partido y sin brillo, retención de líquidos e hinchazón, congestión linfática, dolor en la parte inferior de la espalda, cabello con canas, pérdida de cabello, huesos débiles y quebradizos, problemas de orina, tendencia a tener siempre frio, apatía, problemas de rodillas, memoria pobre.

Tiempo del día, Entre las 5-7 tarde corresponde al momento de los riñones, que probablemente corresponderá al momento del día con mensos energía. Si hay debilidad en los riñones, es importantísimo de descansar en estas horas.

Síntomas emocionales

Como el agua, nuestras emociones tendrían que fluir. La emoción miedo puede bloquear el fluir de nuestras emociones y nuestra energía vital:

Miedo falta de claridad y decisión, falta de voluntad y coraje, timidez, sensación de agobio en la vida, miedo a fallar, a equivocarse, depresión, dar la culpa a los demás, o esperar que ellos tomen la decisión final…

            A los riñones también se les llama «el asiento del miedo», que se puede ver manifestado cuando la adrenalina actúa en situaciones «luchar o huir».

            La tarea principal de los riñones es eliminar las toxinas y el exceso de agua de nuestra sangre. Nuestros riñones son un órgano asombroso que filtra y limpia cada día ¡casi 200 litros de sangre! Además de esta hazaña impresionante, los riñones también ayudan, todos los días, a controlar las presión arterial, a producir glóbulos rojos y a mantener nuestros huesos saludables.

            Por eso es tan importante no sobrecargarlos.

            Los problemas de los riñones también ocurren cuando nos empeñamos en mantener hábitos emocionales del pasado y negativos para nosotros. Podemos relacionar claramente las piedras en el riñón, con lágrimas y tristeza que no se ha depurado, que no se ha «sacado fuerza».

Lo que debilita el riñón

Alimentos:

  • Alimentos y bebidas frías.
  • El uso de congelados (aunque después se coman calientes).
  • El uso de estimulantes (café, tés)
  • Alcohol y vinagres (otra forma de alcohol, que nos desmineraliza).
  • Toda clase de azucares refinados, bollería, bebidas gaseosas azucaradas, chocolate, miel. Producen al consumirlos un PH acido en la sangre, con la correspondiente desmineralización.
  • Exceso de frutas o consumo de frutas tropicales (ya que por su naturaleza fría, debelitan el riñón).
  • El consumo de verduras solanáceas (tomates, patatas, berenjenas y pimientos), que también  nos desmineralizan. Su contenido entre sodio y potasio es muy desequilibrado en relación al equilibrio de nuestro cuerpo.
  • Exceso de comidas crudas
  • El uso de hornos microondas y cocina eléctricas.
Tal vez también te interese leer  Cómo recuperar la salud en el menor tiempo posible

Lo que refuerza el riñón

Alimentos

La energía de los riñones hay que regenerarla muy poco a poco, ya que si lo hacemos muy deprisa, o de forma drástica, todavía creara más problemas. Una alimentación natural, con ingredientes biológicos nos aportara vida y energía.

            La alimentación tradicional, que consumieron nuestros antepasados durante miles de años, estaba basada en cereales integrales, legumbres, verduras, frutas locales y estacionales, semillas, frutos secos, algas y condimentos naturales.

  • Utilizar las verduras del mar, las algas; su gran aporte en minerales, nos revitaliza y alcaliniza la sangre.
  • Consumo diario de cereales integrales como el trigo sarraceno, mijo, arroz de grano corto, quínoa.
  • Consumo regular de legumbres como azukis y lentejas, cocinadas con una generosa cantidad de algas.
  • El uso de verduras de raíz y redondas (zanahorias, cebollas, chirivías, calabaza, nabos…)
  • Verduras verdes cocinadas con algas.
  • Especias de cocción que calientan y remineralicen (estofados, horno, salteados, vapor, presión…)
  • Bebidas: infusiones de regaliz, tomillo, romero, jengibre…
  • Mantener nuestro PH ligeramente alcalino, usando a diario condimentos como miso, salsa de soja de tamari, umeboshi.

FORMA DE VIDA

  • Descansar todo lo que podamos.
  • Ir a dormir temprano.
  • Relajación.
  • Dormir más en invierno.
  • Si usamos baños, añadir un de sal marina en el agua. Evitas los jacuzzis, piscinas y saunas.

Observando y siendo conscientes de las cualidades y efectos de cada alimento, será la base para obtener nuestros propios estándares de salud y vitalidad, aportando a nuestra vida la base para la armonía y el equilibrio en nuestro cuerpo, mente, emociones y espíritu.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *